Descubren en un pozo los cuerpos de dos ciclistas reportados como desaparecidos en Quintana Roo

Fuente: Animal Político

Familiares, amigos y compañeros localizaron este domingo los cuerpos de Rosendo Ibañez López y José Vicente Pérez Vázquez, dos ciclistas reportados como desaparecidos desde el pasado 5 de agosto, en el estado de Quintana Roo.

Los cadáveres fueron hallados en el interior de un pozo, en la SuperManzana 112, en las inmediaciones del fraccionamiento Kusamil, municipio de Benito Juárez.

A través de un comunicado, la Fiscalía General de Quintana Roo confirmó el hallazgo de los cuerpos y aseguró que se agotarán todas las líneas de investigación para dar con los posibles responsables. 

Según la Fiscalía Rosendo y José, quienes practicaban senderismo, fueron vistos por última vez el 4 de agosto en la zona de la Región 109, muy cerca de donde fueron encontrados sus cuerpos. Al no regresar a sus respectivos domicilios, un día después los familiares reportaron la desaparición y se iniciaron los operativos de búsqueda.

Durante semanas las autoridades trazaron y exploraron diversas posibles rutas lo cual ayudó a descartar su presencia en áreas geográficas determinadas.

El trabajo de familiares y conocidos permitió el hallazgo de los cuerpos. Para su rescate se solicitó el apoyo de los bomberos y personal de Protección Civil. 

Los cuerpos fueron identificados por sus familiares ante las autoridades ministeriales, en el Servicio Médico Forense. 

La Fiscalía agregó que la necropsia y los estudios forenses determinarán la o las causas de muerte de Rosendo y José, quienes tenían 31 y 45 años de edad, respectivamente.

Estos no son los primeros casos de ciclistas desaparecidos. En abril de 2018 el ciclista polaco, Krzysztof Chmielewski, y el alemán Holger Hagenbusch desparecieron en Chiapas mientras recorrían la entidad en sus bicicletas.

Semanas después sus cuerpos fueron hallados en el kilómetro 158 de la carretera San Cristobal-Ocosingo, tan solo con metros de diferencia. Las autoridades establecieron que Chmielewski murió por traumatismo craneoencefálico, por lo que se presume que ambos pudieron haber caído.


Subir

cheap jerseys